Las impresoras digitales textiles siempre están buscando formas de mejorar la calidad de sus diseños y telas.

Un elemento importante de la calidad del diseño es el tipo de tinta que se utiliza para imprimir. Últimamente, ha habido una gran demanda de tintas de alta calidad, fáciles de imprimir y que fueran menos perjudiciales para el medio ambiente.

¿Cómo podemos encontrar el tipo de tinta que mejor se adapte a su proceso de producción cuando hay tantos tipos diferentes de tinta?

A continuación, veremos los diferentes tipos de tinta y las ventajas y desventajas de cada tipo para que su elección sea más fácil.

Tintas reactivas

Las tintas reactivas son las tintas más utilizadas en industria textil hoy en día, especialmente en la impresión digital textil.

La aplicación ideal de tintas reactivas es la impresión sobre algodón, aunque también se pueden usar sobre seda y lana.

Dos grandes ventajas de usar tintas reactivas para la impresión textil es la alta calidad de los colores y la solidez de lavado.

La mejor calidad de color es sobre algodón o viscosa ya que sobre seda o lana, los colores pierden algo de brillo e intensidad.

La alta resistencia al lavado es otra de las ventajas importantes de las tintas reactivas.

Tintas ácidas

Las tintas ácidas son conocidas por sus colores vibrantes, incluso en la impresión en materiales que no retienen colores muy fácilmente; por esa razón, las tintas ácidas se usan a menudo para la impresión en lana y seda obteniendo un nivel alto de brillo en el color. Además de estos materiales, las tintas ácidas se utilizan para imprimir ropa de baño, que contienen una fibra elástica, principalmente la Lycra.

Las ventajas de este tipo de tinta es su alto brillo de color y la gran tolerancia al cloro y al agua salada.

Tintas dispersas

En la impresión dispersa, la tinta se rocía directamente sobre la tela, se vaporiza y se lava. El proceso de vapor abre las fibras permitiendo que la tinta penetre completamente en el tejido. Tras el proceso de vaporización, las fibras se cierran y los colores quedan fijados a la misma. Esto da como resultado colores brillantes y una alta resistencia al lavado.

La tinta dispersa es una de las más utilizadas en la impresión textil convencional, pero tiene como desventaja cuando se trata de impresión digital y se realiza sobre poliéster, ya que no funcionan bien en impresión de alta velocidad.

Tintas de sublimación

Cuando la impresión digital textil se hizo cada vez más popular, las impresoras que querían imprimir poliéster y cambiar de impresión dispersa directa a impresión por transferencia de papel o impresión por sublimación de papel.

La impresión por sublimación significa que aplica la tinta de sublimación en un trozo de papel especial de transferencia y se aplica al textil, luego se le aplica presión, combinada con altas temperaturas, de tal modo que la tinta pasa de ser líquida a estado gaseoso (sublimación); este gas penetra fácilmente en las fibras, por lo que la hace apta especialmente para el poliéster.

Una ventaja de usar tintas de sublimación es que no es necesario vaporizar y lavar el textil después de la impresión. Por esta razón, esta técnica es la menos dañina con el medio ambiente, la más sencilla y barata con respecto a otras impresiones. Destacamos, que la impresión por sublimación permite imprimir en grandes cantidades a un ritmo más rápido.

Tinta pigmentada

La tinta pigmentada es un tipo de tinta con un color y densidad muy altos, por lo que se puede utilizar para cualquier tipo de tela, aunque su coste es elevado.

Las tintas pigmentadas se pueden usar para impresión convencional, no obstante, no es el método más adecuado para la impresión digital textil, ya que las partículas de tinta tienden a adherirse a los cabezales de la impresora obstruyendo las boquillas.

DIGITAL TEXTILE PRINTING

SOLUCIONES

¿Tienes un proyecto de impresión textil digital en mente? ¿Quieres que te asesoremos?¿O simplemente aclarar dudas?

¡CONTÁCTANOS!

OFICINA MADRID
& SHOWROOM

C. Isla Graciosa, 1 - 28703
San Sebastian de los Reyes
T. 914 224 730